La pandemia de Covid 19 irrumpió en el mundo inesperadamente y la ciencia trata de encontrar la solución a esta crisis poniendo como alternativa la mascarilla con válvula. Después de algunas investigaciones profundas han quedado serias dudas acerca de si las máscaras con válvulas son una real solución para la sociedad.

¿Para qué sirven las mascarillas con válvulas?

Se asegura que estas mascarillas con válvulas de exhalación podrían proteger al usuario individualmente, pero sin extender su protección a las personas que están a su alrededor. Sin embargo, son recomendadas para preservar de la propagación del virus a todos aquellos trabajadores que desempeñan sus tareas en sitios de construcción, donde están en contacto directo con el polvo y otros elementos contaminantes.

También el uso de estas mascarillas ffp3 con válvula son utilizadas en la práctica diaria por los trabajadores sanitarios que atienden a pacientes infectados con el mismo virus.

Es cierto y está comprobado que son más confortables para la persona que las está usando, porque facilitan la respiración a lo largo del día. Pero se constató fehacientemente que no tienen propiedades para frenar la propagación del Covid 19.

¿Por qué actualmente se recomiendan las mascarillas sin válvula?

  • Un equipo de médicos especialistas de Estados Unidos ha puesto en práctica una serie de técnicas para comprobar cuáles son las máscaras adecuadas para capturar los fluidos contaminados.
  • Se utilizó para la prueba tres modelos exhalando aire: Uno sin mascarilla, el otro con mascarilla N95 sin válvula, y el tercero con mascarilla N95 sin válvula.
  • Infectólogos y autoridades médicas sanitarias vienen recomendando a la sociedad de cada país, el uso de las máscaras sin válvula. A raíz de estos estudios realizados, donde se ha comparado cada uno de estos casos, se le dio mayor relevancia a la mascarilla sin válvula, por los resultados obtenidos.
  • Como se explicó anteriormente las mascarillas con válvulas prohibidas, se podrían ajustar al uso individual para resguardar la propia identidad del usuario, pero no frena la propagación del virus, con respecto a quienes lo rodean.
  • Estas válvulas de exhalación dejan escapar el aire respirado sin filtrar y esas gotas exhaladas podrían relacionarse con el virus de esta infección que se ha generalizado a nivel mundial.

¿Qué clases de mascarillas tiene el mercado?

En el mercado actual se consiguen diferentes máscaras que son utilizadas para defender nuestro organismo de una posible infección causada por coronavirus, conocido también como Covid 19.

Algunas de las más utilizadas son las que traen una válvula en el medio o costado del accesorio, tales como las mascarillas N95, mascarilla ffp2 y mascarilla ffp3, entre otros.

Volviendo al concepto anterior, cualquier cubrebocas que esté confeccionado con una válvula, sea del estilo que sea, no es seguro ni efectivo para evitar que el virus se propague.

Un detalle para tener en cuenta es que las mascarillas se deben ajustar adecuadamente al rostro para impedir que se escape el aire exhalado, sin permitir que pase previamente por el filtro.

Tipos de mascarillas

Aquí podemos ver los más destacados tipos de mascarillas utilizadas para la prevención del Covid-19:

Tipos de mascarillas
Tipos de mascarillas

Tela

Este accesorio es usado por la mayoría de la gente. Es necesario que tenga muchas capas de trama apretada, que permitan la respiración a través de ellas. Deberá estar ajustada al mentón, nariz y boca y suele contar con una varilla nasal.

Quirúrgica

Es una mascarilla auto filtrante que cubre el rostro en forma parcial y es usado por médicos y personal de la sanidad para evitar virus y bacterias. Estos barbijos son de tela y se usan para contener virus y bacterias que salen de la nariz y boca del usuario.

Son usados por profesionales médicos y por odontólogos, en pacientes que no están en contacto con pacientes con síntomas de Covid-19.

Respiradores de uso hospitalario

Los respiradores N95 cuentan con una mascarilla de filtración que aseguran un control y prevención de infecciones. Están fabricados para brindar protección al respirar, sin permitir el paso de las partículas patógenas que pudieran estar en la atmósfera.

Se los designa como N95 porque el respirador mencionado es capaz de filtrar el 95% de las partículas que habitan en el aire. Esta mascarilla con válvula unidireccional protege contra la acción de aerosoles y salpicaduras y está autorizada por la FDA, o sea, por la Administración de Alimentos y Medicamentos como insumos médicos. Por otra parte, los respiradores N95 figuran aprobados por la NIOSH, conocido como Instituto Nacional para la Salud y Seguridad Ocupacional.

¿Mascarillas con válvula Vs respiradores?

Si nos ponemos a analizar los conceptos vertidos en este artículo, estamos en condiciones de afirmar que una mascarilla con válvula es un respirador. Son considerados como Equipos de Protección Individual (EPI) por las razones ya mencionadas: Protegen al usuario, pero no a su entorno.

No están avalados para el uso de los profesionales de la salud porque pueden transmitir a sus pacientes el Covid-19, sin saberlo, si son portadores del virus de manera asintomática.

En tiempos previos a la pandemia del Covid-19, una mascarilla FFP2 con válvula podía ser utilizada por un profesional de la salud. Actualmente, se ha comprobado que no hay protección ni seguridad, ya que el aire expulsado al respirar no cuenta con el proceso imprescindible de filtración.

Conclusión

El uso de un respirador o mascarilla con válvula no debe ser utilizado por un profesional sanitario para atender a un paciente, ya que pone en riesgo su integridad física, al no protegerlo debidamente.